Genealogía sucesoria. Cómo encontrar herederos de una persona

Cuando se produce el fallecimiento de alguien, buscar herederos puede ser una tarea compleja, sobre todo si esta persona no ha dejado un testamento en vida que exprese claramente la sucesión legítima. Incluso cuando existe un testamento, los posibles herederos no siempre conocen su derecho a heredar; a veces, incluso, son parientes lejanos, que se encuentran física y familiarmente distanciados.

Esto puede generar problemas y retrasos administrativos notables, sobre todo cuando dentro de la herencia existen bienes inmuebles de fallecidos. Resolver este problema no es imposible, aunque existe todo un proceso legal que habremos de realizar para adjudicar correctamente la herencia. ¿Qué hacer si los herederos no aparecen y hay problemas?

Si eres un administrador de fincas, miembro de una comunidad de propietarios, abogado o simplemente tienes problemas con una adjudicación de herencia sin testamento, en Navarro y Navarro te decimos todo lo que necesitas saber para resolver la situación.

¿Cuándo se requiere buscar herederos?

Búsqueda de herederos a través de genealogía sucesoria.

La razón más común por la cual es necesario buscar herederos es porque el fallecido no ha dejado un testamento y es necesario recorrer su genealogía para dar con ellos. En ocasiones se trata de personas con una relación de parentesco lejana, sin siquiera conocimiento del difunto, por lo que nunca habrían podido conocer su derecho a heredar de forma natural.

Otra situación en la que es necesaria la localización de herederos es cuando no todas las personas en el testamento tienen una relación cercana con el difunto, y es preciso encontrar a todas las partes para continuar con la adjudicación de la herencia al resto de los herederos.

Por otra parte, en los pisos y propiedades de personas fallecidas muchas veces ocurre alguna denuncia de Hacienda por herencia vacante, puesto que actualmente el Estado ofrece un 10% de la herencia a la persona denunciante en caso de que esta no tenga sucesores. Para acceder a esto, es necesario primero buscar herederos legítimos, para comprobar que es una herencia sin herederos.

Los pisos vacíos por propietario fallecido también pueden ser un inconveniente para los administradores de fincas y demás dueños de viviendas en el edificio. Aparecen problemas en el inmueble, se crea una situación difícil para la convivencia, y hay que encontrar a quien se haga cargo.

¿Es indispensable buscar herederos?

La búsqueda de herederos legales casi siempre es imprescindible para que una herencia pueda ser adjudicada, pero incluso la ley dispone algunos herederos legítimos o forzosos, que deben recibir parte de la herencia, aun cuando hay herederos establecidos en el testamento.

Son pocos los casos de herencias en que se trata de un solo heredero, y es muy importante tener en cuenta que es necesaria la firma de todos los herederos forzosos para que los trámites de herencia puedan continuar. Es decir: si no están todas las partes, es imposible proceder.

Conviene acotar que, aunque una persona no tenga conocimiento o relación con el fallecido, sigue siendo un heredero por derecho si lo expresa el testamento, o si es un familiar que se encuentra en la línea de sucesión. Cuando no se localizan herederos o no los hay, la parte de la herencia correspondiente se dispondrá según la ley, en algunos casos quedando como herencia yacente.

Investigar la genealogía de los linajes familiares en busca de herederos

linajes y genealogía sucesoria para la localización de herederos

Los tiempos y trámites para localizar herederos pueden variar mucho, dependiendo de si la persona fallecida ha dejado o no un testamento, y de otras consideraciones, como el tipo de la herencia y las posibles deudas.

Si no existe un testamento (herencia abintestato) el proceso de declaración de herederos puede ser muy lento, pues requiere la ayuda de abogados genealogista que rastree la línea de sucesión, para poder contactar con herederos legítimos.

En cambio, cuando hay un testamento el proceso resulta mucho más rápido y sencillo, pese a lo que es posible que aún sea necesario acudir a un genealogista si se trata de personas en otro país, con un grado de parentesco y relación filiar lejana, o desconocimiento del fallecido.

Para lograr encontrar herederos es necesario realizar una búsqueda exhaustiva en documentos legales o históricos, enlazando datos que permitan identificar las relaciones personales del fallecido con sus descendientes o ascendientes. El tiempo invertido en ello puede ser muy variable, así como los costes.

Una vez encontrado el heredero, es contactado y puesto en conocimiento de su situación y sus derechos. Cuando el heredero en cuestión acepta o rechaza la herencia, también se lo ofrece la posibilidad de realizar los trámites para ceder los derechos hereditarios o liquidar el patrimonio heredado. Tras esto, los trámites administrativos prosiguen su cauce.

Genealogía sucesoria

La genealogía sucesoria es una disciplina con una metodología científica que permite construir un esquema de parentesco de los descendientes y ascendientes de una persona para obtener una visión de conjunto de todas las generaciones posibles. Para la búsqueda del heredero legítimo y ausente, esto resulta indispensable.

El árbol genealógico es una representación grafica en que se plasman los datos de cada una de las personas que componen el linaje, para comprobar si no existen herederos. Esto requiere conseguir actas, algún certificado y  datos oficiales que permitan dar una validez total al linaje, y realizar una construcción histórica de los hechos. Una buena investigación histórica implica seguir una serie de reglas genealógicas como:

  • Utilizar registros y documentos oficiales de comprobada veracidad, a partir de fuentes lo más recientes posibles y físicamente cercanas.
  • Comprobar la identidad de cada una de las personas a través del contraste de documentos, prestando atención a la existencia de homónimos, a la variación en la escritura de nombres o a los cambios legales de este.
  • Investigar las relaciones matrimoniales y los posibles descendientes a partir de estas.

Buscar herederos es un trabajo complejo, que puede requerir un abogado especialista. Lo ideal es recurrir a un despacho de abogados con un equipo especializado que pueda realizar la búsqueda a nivel nacional e internacional, y el contacto en poco tiempo, respetando la legalidad vigente, liquidando el impuesto de sucesiones y con la mayor consideración por el patrimonio y los intereses de los herederos.